Hay que poner la tirita antes que la herida. «No esperéis a estar mal para pedir una ayuda, esto es como un catarro, no hay que estar tirado en la cama para prevenirlo». Esa, expresada así por Carlos Silva, del Instituto Galego de Promoción Económica (Igape), es una de las ideas que lanza Caixa Galicia en los encuentros sectoriales que mantiene desde enero con pequeños y medianos empresarios gallegos (todos aquellos con menos de 250 empleados y una facturación inferior a 50 millones de euros al año) para trasladarles las posibilidades de créditos que se les ofrecen. Son líneas del Igape, cuyos miembros acompañan a la entidad en esas presentaciones, y del Instituto de Crédito Oficial (ICO).
Prevenir es uno de los objetivos. Pero el fundamental es informar y sacudir la idea de que las entidades están cortando el crédito. «¿Regalar los préstamos? Eso no lo vamos a hacer, pero nosotros tenemos la indicación directa de nuestro director general de fomentar el tejido productivo gallego, y en eso estamos desde Caixa Galicia», argumentaba hace unos días Juan Carlos Carneiro, director territorial en Santiago de la entidad, ante un auditorio de 50 empresarios. El crédito de la caja a pymes y autónomos en el 2008 creció un 13,4%.

Menos facilidades

La idea iba en respuesta a lo que algunos promotores de la zona de Compostela -donde se producía un encuentro, con la anuencia de la asociación de empresarios del polígono del Tambre- comentaban antes y después de la explicación: el crédito no está tan fácil. «Hace dos años -apuntaba un industrial entre el público- la confianza en las entidades desbordaba, ahora ya no, y yo sigo siendo el mismo, por favor, que no se nos compare con firmas de riesgo».

Devolver la confianza va costando, pero ante un auditorio escéptico, la gente de Caixa Galicia va desgranando cifras: un 12,7% más de concesión de préstamos a pymes gallegas para superar los 7.800 millones, canalización del 20% de créditos en Galicia o creación de una división especializada con 24 gestores para atender la demanda empresarial. Y de ahí, a detallar, junto a Silva, las líneas de ayuda que se ofertan: para circulante, para nuevos proyectos, para ampliar capital, para refinanciar préstamos... «Si no tuviéramos la intención de dar préstamos, no estaríamos aquí, no haríamos este tipo de encuentros, al contrario, irá en contra de la imagen de confianza en Caixa Galicia», continuaba Carneiro.

«Lo fácil es vender, pero ahora lo difícil es cobrar», se lamentaban otros empresarios, advirtiendo que la falta de liquidez ocasionada por las deudas de sus clientes les ponen en una situación complicada. «El sentido de la calle no coincide con lo que nos exponéis aquí», apostillaba Jesús Chenel, presidente de la asociación empresarial. «Nosotros -concluía Carneiro- tenemos voluntad de financiar los proyectos viables». Pronto se podrá analizar si unos han soltado el dinero y otros se han liberado de las dudas.

lavozdegalicia.es/dinero/2009/03/04/0003_7566974.htm

Federación Galega de Parques Empresariais Centro de Servicios de A Granxa, 1º, oficina 3. 36400 PORRIÑO (Pontevedra) Teléfono: 986 33 92 48. E-mail: info@fegape.org
Copyright © 2024 - Aviso legal
rss